Hotel Santa Cruz - Santa Cruz, Chile

5 Imperdibles en el Valle de Colchagua

  • AU8Q7120
  • AU8Q7439

A aproximadamente 150 kilómetros de Santiago se encuentra uno de los puntos icónicos de la hermosa Región de O’Higgins: el valle de Colchagua. Reconocido por su actividad vitivinícola, la variedad de panoramas aquí es sumamente diversa, y para que en su visita a la zona sepa qué hacer y dónde ir, en los siguientes párrafos le mostramos los 5 mejores panoramas que ofrece este hermoso lugar.
¿Está organizando su visita a las viñas del Valle de Colchagua o pretende venir pronto? Entonces no puede dejar de revisar la siguiente lista con los mejores panoramas de la zona:


1. Recorra las viñas en bicicleta
Si lo que busca es una experiencia cercana y diferente al visitar una viña, los paseos en bicicleta que ofrece la Viña Santa Cruz son un panorama único, que impulsa el conocimiento de las cepas de la zona, disfrutando su diverso colorido y follaje. Ideal para complementar con una cata de vinos, logrando una inmersión en el proceso noble de su producción. Las salidas son diarias y el recorrido tiene una duración aproximada de dos horas.


2. Museo del automóvil
Otro de los imperdibles en su visita al Valle de Colchagua lo constituye el Museo del Automóvil. Situado al interior de la misma viña, acá podrá apreciar ejemplares que datan de 1890 en adelante, haciendo un repaso histórico por uno de los más grandes inventos del hombre, a través de verdaderas piezas de colección.


3. Astroturismo
Un cielo abierto y limpio, sumado a una escasa contaminación lumínica, hacen del Valle de Colchagua un lugar idóneo para la observación astronómica. Acá, el referente obligado es la Viña Santa Cruz, el cual ofrece a sus visitantes la posibilidad de apreciar en detalle el mapa astral del lugar.

Tras abordar un teleférico, los visitantes llegan hasta el cerro Chamán, en donde podrán -a través de un observatorio que lleva el mismo nombre de esta colina- apreciar la magnitud de las constelaciones y cuerpos celestes.

4. Deleite al paladar
Teniendo algunos de los mejores vinos de Chile, ¿cómo no acompañar la experiencia con gastronomía de primer nivel? El Valle de Colchagua, famoso por sus suelos fértiles, tiene una oferta gastronómica digna de realce, y un excelente ejemplo de ello es el restaurant Los Varietales.
Emplazado dentro del Hotel Santa Cruz, este restaurant ha sido galardonado por la crítica como uno de los mejores exponentes de la cocina criolla. En su carta es posible recorrer el país de norte a sur, a través de preparaciones y sabores insignes de cada región, con ingredientes como el aceite de oliva de Lolol, los famosos quesos de Peralillo y la quínoa de Paredones.


5. Cuerpo y alma en armonía
¿Qué mejor que terminar un largo día recorriendo las viñas del Valle de Colchagua en un relajante spa? El Inka Spa es el lugar perfecto para botar el estrés y dedicarle un tiempo a la paz interior. Podrá tomar baños de vapor, masajes con piedras calientes, terapias alternativas y sauna seco, entre muchas otras opciones.
Como puede ver, las viñas del Valle de Colchagua tienen grandes panoramas para todos los gustos, los que podrá disfrutar al máximo alojándose en el epicentro del lugar, para celebrar las maravillas de este bello rincón de Chile.

Reservas

Promociones
Ver todo
CO2 Webpay Sello de Calidad Turística